AGENCIA DE COLOCACION    |    YMCA CAMPS

Pequeñas grandes líderes

Estas jóvenes tienen mucho que decir y se están haciendo oír.

La semana pasada os hablamos de Greta Thunberg, la joven que lidera las protestas por el cambio climático. Hoy venimos a presentaros a más jóvenes que, como ella, creen en un mundo mejor y ya lo están cambiando desde sus propias luchas.

Payal Jangid es una niña india que hace activismo por la educación. Se dio cuenta de que esta era la única salida a la tradición de aceptar un matrimonio pactado y forzoso. Tuvo esta revelación cuando a la edad de 10 y, de nuevo, a los 13 años se negó a aceptar dos matrimonios acordados para ella. Pero no se limitó a pelear solo por ella misma.

Nació en el pequeño pueblo de Hinsala, en Rajastán (India), donde todavía se mantienen algunas tradiciones como el matrimonio y trabajo infantil, así como una elevada tasa de abandono escolar. Payal inició allí su campaña contra el matrimonio infantil, con no pocos obstáculos por ser un cambio que venía propuesto por una niña (pequeña y mujer).

Consiguió crear el Parlamento Infantil (Child Parliament) en 2012, con el objetivo de empoderar a los niños y niñas y concienciar a sus familias de la necesidad de ir a la escuela como única vía para evitar los abusos a la infancia. Ha ido puerta por puerta explicando a los padres por qué la escuela es importante para los niños. Así mismo, les aconseja a los hombres que no golpeen a sus hijos ni esposas, ya que “si los padres aman y se preocupan, esto proporcionará un ambiente saludable para que los niños crezcan”:

Ahora es escuchada en las asambleas por niños, adultos y ancianos como una igual. También, además de conseguir que se erradique el matrimonio infantil en su pueblo y de que haya mayor asistencia de niños y niñas a las escuelas, ha conseguido que estos se preocupen por sus derechos y por defenderlos además de que se tenga en cuenta también a las mujeres en la toma de decisiones de la aldea.

Hoy, con 14 años, Payal sueña con convertirse en maestra en su propio pueblo.

Melati e Isabel Wijsen son dos hermanas balinesas que decidieron luchar contra el monstruo de plástico para poder hacer su pequeña contribución al mundo.

Tomaron esta decisión tras una charla en su escuela sobre personajes importantes como Gandhi o Mandela, que habían luchado por sus ideas y habían logrado cambiar un poco el mundo. Tenían 10 y 12 años, respectivamente, cuando decidieron crear su propia organización Bye Bye Plastic Bags, inspirada en la prohibición de bolsas de plástico en Ruanda en 2008, material “prácticamente indestructible que mata a ballenas, ahorca a tortugas marinas y está convirtiendo el mundo en un basurero”.

El objetivo de estas dos chicas era simple: convencer a la gente de Bali, su país, de que fuera abandonando la costumbre de usas estas bolsas y que dijeran no al plástico. Sus primeras acciones fueron la limpieza de playas, huelgas de hambre y peticiones a los gobiernos locales y centrales. Consiguieron así que el aeropuerto de Bali prohibiera estas bolsas en 2016 y que en 2018 el gobierno declarase toda la isla plastic bag free (libre de bolsas de plástico).

Bye Bye Plastic Bags tiene ahora equipos en 15 países del mundo y siguen intentando acabar con este material con diferentes campañas. Las hermanas Melati e Isabel (ahora con 17 y 15 años) dan conferencias y continúan con su lucha en los medios.

Nunca se han visto demasiado jóvenes para que alguien les hiciera sentir que no entendían el problema. En una de sus charlas TED decían: “tal vez los niños solo seamos el 25% de la población mundial, pero somos el 100% del futuro”.

 

Otras noticias relacionadas...

¿Te gustaría colaborar con YMCA?

Recuperas hasta un 80% de tus donaciones.

Formulario Donación Home